Deporte

Dir.Ctra. Parque Nacional de Timanfaya,
Yaiza

No limits

Asciende en dirección a la Caldera del Corazoncillo con un vendaval en contra que desanimaría a cualquiera, pero él sigue haciendo girar su vehículo, tirando aparentemente solo de brazos, pero ahí van también los riñones y cada aliento de su alma. 

Yo voy a pie y estoy a su altura, saco una primera imagen, pero no me convence. Quiero otra y necesito ponerme otra vez paralelo a su figura, corro a tope durante medio centenar de metros y resulta imposible...va como un tiro inmerso en el paisaje imposible de lava de Timanfaya.