PrecioEntre 15 y 20 euros.
Terraza
HorarioDe 12:00 a 16:30 horas.
Dir.Ctra. de San Bartolomé, s/n
San Bartolomé
Plano
Tfno.928 520 136
Web
Qué Muac, restaurante del Castillo de San José de Arrecife
La Bohemia
Restaurante La Marea, Playa Honda, Lanzarote
Puerto del Carmen
Lanzarote 3: Subiendo Volcanes

Restaurante Monumento al Campesino

Una de las alternativas más sugerentes para acercarse a la gastronomía canaria. Destaca la excelencia del enclave, ante el conjunto arquitectónico tradicional diseñado por César Manrique. Coinciden, además, otras dos variables reseñables: la celeridad de la cocina y el servicio, y la relación calidad-precio para compartir tapas. 

Entre 15-20 euros por persona podrá degustar las papas y sus mojos, quesos canarios, tollos o pulpos en mojo hervido, carne de cabra, cochino negro...El restaurante tiene un doble emplazamiento, el inmenso salón principal que conecta con un jameo volcánico y la encantadora casita del Campesino, con terraza que mira a la escultura Fecundidad. 

Por su ubicación geográfica, el marco arquitectónico tradicional en el que se asienta y el tipo de cocina, el restaurante del Monumento al Campesino resulta una de las alternativas más sugerentes para acercarse a la gastronomía canaria. Coinciden, además, otras dos variables reseñables: la celeridad de la cocina y el servicio, y la relación calidad-precio para compartir tapas. 

El impoluto marco arquitectónico tradicional del restaurante Monumento al Campesino

El restaurante tiene un doble emplazamiento en el inmenso salón principal que se comunica con un espectacular jameo volcánico y la casa del Campesino, una estancia mucho más encantadora que la primera con vista privilegiada a la escultura Fecundidad, obra de Manrique.

Estancia interior del restaurante Monumento al Campesino

En la casa del Campesino podrá decantarse por almorzar en la terraza exterior o en los comedores interiores ante los ventanales y postigos de suave color verde, tan comunes en los hogares lanzaroteños del campo. La atmósfera popular se envuelve entre folías, seguidillas y malagueñas que emanan del hilo musical. 

Papas, pulpo, tollos, cochino y cabra

La carta actualizada del Monumento cubre el universo culinario de Lanzarote: las papas, el gofio y los quesos con sus mojos, los pulpos en mojo hervido y los tollos en salsa, la carne de cabra estofada o el cochino negro frito, pero también hay espacio para los potajes canarios y el sancocho tradicional (cherne, papas, batata y pella de gofio). 

Pulpos en mojo hervido

Una vertiente más moderna de los fogones isleños se concreta en los platos principales. Con pescados de bajura, la viejita a la espalda, el lomo de cherne o el lomo de atún encebollado o el conejo confitado en salmorejo y el cochino negro canario cocinado a baja temperatura.

Sin embargo, el perfil del rincón gastronómico se adapta mejor para compartir la versión de tapas. De generosas raciones, es una cocina sencilla que pone el acento en los añejos guisos de la campesina a base de papa, pescado y el cochino del corral. Una ensalada de la huerta (6,50 euros), unas deliciosas croquetas melosas de jamón ibérico (4,50), el cochino negro frito (5,50) y el pulpo con mojo hervido (7,50) conformó esta primera visita al Monumento renovado.

Tapas canarias

Gusta el servicio, donde se aprecia la mejora de atender en la terraza (cosa que inexplicablemente no ocurría en el pasado), aunque en nuestro caso hubiésemos preferido que los platos vinieran a la mesa en cascada y no todos a la vez (indíquelo al servicio que se prestará a ello).

La casa pone en valor los vinos de la isla, que resulta lógico atendiendo al homenaje al campesino del centro ideado por Manrique. No obstante, se echa en falta un hueco (por pequeño que fuera) a caldos de otras denominaciones de origen. En cuanto a la cocina dulce apostamos por seguir la tradición: un bienmesabe y una notable mousse de gofio (4,50 euros cada uno).

Sobremesa cultural

Como es lógico, la visita al restaurante tiene asociada una sobremesa cultural de altura. Ascender a la escultura manriqueña o el paseo por los rincones del centro de artesanía complementan el momento culinario con el arte y las manifestaciones expresivas más representativas de la isla de los volcanes. El viaje gastronómico-cultural tiene un precio medio entre 15-20 euros/persona.  

La visita cultural a la Casa del Campesino tras el almuerzo

Galería de fotos